Noticias


Álvaro Arias (PP) no quiere testigos con cámaras en los plenos de Valdefuentes

04/02/2016 por GTP MADRID

En Valdefuentes, un pueblo de Cáceres de aproximadamente 1.300 habitantes, su alcalde ha impedido a un vecino grabar las sesiones plenarias que se celebran en el Ayuntamiento.
 

Es una desgracia para este pueblo tener como primer edil a un señor que no se ha leído la Constitución Española, algo que lo convierte, políticamente hablando, en un ignorante democrático. Si Álvaro Arias (PP) se hubiera leído en algún momento la Constitución de 1978 sabría que todos los españoles, absolutamente todos, tienen reconocido un derecho en su artículo 20 que se denomina "libertad de información". Es decir, cualquier ciudadano, periodista o no, medio de comunicación o no, tiene derecho a grabar cualquier acto público y hasta donde nosotros sabemos los plenos municipales de cualquier ayuntamiento de España lo son.
 

Los ignorantes democráticos como el señor Arias terminan convirtiéndose en "alcaciques". Señores que llevan años amparándose en la ley de la costumbre en sus determinados pueblos y no quieren moverse de ahí cuando la ciudadanía plantea más transparencia en cualquier institución. Los ayuntamientos son los primeros organismos a los que el ciudadano tiene acceso directo, de ahí que cada vez sean más los vecinos y vecinas que deciden participar en política municipal acudiendo con cámaras a estas sesiones que no dejan de ser reuniones de nuestros representantes públicos para decidir sobre cuestiones importantes para el resto de los vecinos.
 

Álvaro Arias (PP) ha terminado convirtiéndose en lo que nosotros desde nuestra plataforma, denominamos "alcacique". Ha transformado su ayuntamiento en su cortijo particular y él decide lo que es bueno o no para el resto de sus vecinos, olvidándose  de que no son ellos los que le sirven sino al revés, él es un trabajador de ese pueblo y sus vecinos pueden y deben pedirle explicaciones de todo lo que hace como representante público en cualquier momento. Este problema no es solo de Arias, y porque sea del PP. Ni mucho menos. En Graba Tu Pleno hemos tenido alcaciques de todos los colores. Lo que sí es curioso que estos politicuchos siguen patrones idénticos. Da igual el partido al que pertenezcan. Se rodean de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado, inventan normas u ordenanzas absurdas para impedir que las cámaras entren en el ayuntamiento e incluso delante de los medios de comunicación se presentan como unas víctimas del acoso de estos ciudadanos que lo único que quieren es transparencia y participación vecinal en sus respectivas ciudades.
 

Arias no ha sido una excepción. También ha alegado que las cámaras del pueblo invaden su intimidad. Qué cosas pasan en estas sesiones PÚBLICAS. Nosotros nos preguntamos ¿cómo se invade la intimidad de alguien que está ejerciendo sus funciones de representante público en un acto público? Es una pregunta básica, de las primeras que nos planteábamos cuando la plataforma nació hace algunos años. ¿Es consciente Álvaro Arias (PP) de los argumentos tan absurdos que da para impedir derechos constitucionales a sus vecinos?
 

Cuando creíamos que las sentencias y la jurisprudencia a favor de la libertad de información ya habían logrado, gracias a nuestro trabajo y al de muchas organizaciones y partidos que han sido grandes apoyos para tantos y tantos vecinos valientes, que este derecho no se pisara en ningún municipio, conocemos al alcalde de Valdefuentes.
 

Un vecino decide entrar en un pleno con una cámara para grabar la sesión en la que Álvaro Arias (PP) después de 12 años gobernando sin sueldo, decide asignarse uno llegando al tope establecido para un municipio de 1.300 habitantes. ¿Qué razones daría Arias para explicar a la oposición la necesidad de tener ahora un sueldo y años anteriores no? ¿Podríamos conocer entonces lo que ocurrió en esta sesión plenaria de alguna manera? Supuestamente sí, a través de las actas, pero conseguir una copia de estos documentos PÚBLICOS también es misión imposible en Valdefuentes que cuenta con 6 concejales del Partido Popular y 3 concejales del PSOE en la oposición.
 

Nuestro reportero ciudadano de Valdefuentes tuvo que obedecer a la Policía Local y no encendió la cámara para retransmitir el Pleno de los sueldos. Luego se marchó al cuartel de la Guardia Civil y denunció lo que había ocurrido, cómo le habían prohibido grabar un acto público en su pueblo, algo a lo que tenía derecho y sobre lo que ya se habían pronunciado tribunales como así mostraba alguna sentencia que llevaba encima, como la de Mogán. A Álvaro Arias (PP) parece no importarle demasiado esta cuestión. No le quita el sueño. Es también algo habitual en la España en la que nos ha tocado nacer y crecer. La corrupción está presente a todos los niveles porque no olvidemos que negarnos nuestro derecho a saber, nuestro derecho a acceder a documentación pública y en definitiva levantar barreras a la transparencia institucional, en la mayoría de los casos va ligado al miedo que sienten estos gobernantes ante la posibilidad de que el pueblo conozca cómo realizan en realidad su trabajo.
 

Desde Graba Tu Pleno anunciamos que Álvaro Arias (PP) terminará soportando cámaras ciudadanas en los Plenos Municipales. Antes que él ya lo hicieron otros alcaciques como Ignacio Gordon, Juan Carlos Ruiz Boix, Domingo Salado o Herminio Cercas.


    

 
 

 

Twitter


Facebook